Saltar al contenido
Página web » Blog » Belleza » Piel con acné: ¿cómo cuidarla? Cuidados y características de la piel

Piel con acné: ¿cómo cuidarla? Cuidados y características de la piel

El acné en la piel es un problema común de la piel que puede afectar a cualquier persona en cualquier momento. El estrés, la dieta, las hormonas y la genética contribuyen a desencadenar este fenómeno. Ya sea que tenga la piel grasa, seca o mixta, es importante cuidarla adecuadamente para prevenir brotes y mantenerla lo mejor posible. Vea qué métodos deben usar las personas propensas al acné y qué buscar durante la atención.

Acné en la piel

Acné piel – características

El acné de la piel es una enfermedad de la piel caracterizada por la inflamación de los folículos pilosos y las glándulas sebáceas. Se acompaña de la formación de puntos negros (puntos negros y puntos negros) y pústulas (granos). En las personas con este tipo de piel, hay una combinación de secreción excesiva de sebo, poros obstruidos y crecimiento bacteriano excesivo en esta área. El acné puede ocurrir en cualquier área del cuerpo, pero la mayoría de las veces aparece en la cara, el cuello, el pecho o la espalda. Puede llevar a consecuencias graves, como cicatrices o desfiguración en caso de inflamación más profunda. Además de la aparición de cicatrices de acné, estas condiciones no tratadas también conducen a problemas psicológicos como baja autoestima y depresión. Además, las personas propensas al acné tienden a sudar profusamente. Los principales factores que provocan el acné incluyen: cambios hormonales, estrés, ritmo de sueño irregular, dieta inadecuada, uso de cosméticos que obstruyen los poros. La condición también puede ser el resultado de tomar ciertos medicamentos.

Cuidado de la piel con acné

El cuidado básico de la piel del acné debe consistir en las siguientes reglas:

  • Lávese la cara dos veces al día, por la mañana y por la noche, con agua tibia y un limpiador facial suave. Lavarse la cara regularmente con un limpiador suave puede ayudar a prevenir los puntos negros y los puntos negros. La limpieza debe ser suave para evitar la irritación.
  • Evite usar un exfoliante, ya que puede irritar la piel. Después de lavarse la cara, use un tónico o astringente para cerrar los poros. Además, esto ayudará a reducir el enrojecimiento.
  • Use una crema hidratante facial para prevenir la grasa excesiva de la piel.
  • Aplique un suero para combatir el acné en partes seleccionadas de la cara para acelerar el proceso de curación de las cicatrices.

Acné piel – remedios caseros

Acné piel - remedios caseros
  • Tratamiento tópico: las cremas, geles o lociones que contienen peróxido de benzoilo, ácido azelaico o ácido salicílico pueden ayudar a reducir la formación de acné al matar las bacterias en la superficie de la piel. Sin embargo, estos productos también pueden causar sequedad e irritación en algunas personas, por lo que vale la pena utilizar adicionalmente suplementos dietéticos que nutrirán la piel y le proporcionarán un grado adecuado de hidratación. Podemos utilizar suplementos dietéticos como:
  • Use un tónico sin grasa y no secante para mantener un nivel adecuado de hidratación de la piel. Incluso si el acné ha disminuido, la mejor manera de prevenir su recurrencia es tomar un cuidado de la piel consistente y suave
  • También vale la pena usar máscaras caseras hechas de ingredientes naturales como: miel, jugo de limón, cúrcuma, leche, yogur natural, frutas y verduras frescas, linaza, romero, etc.

Tratamientos cosméticos para la piel del acné

Peelings químicos: elimina las células muertas de la piel de la capa más externa de la epidermis para exponer la nueva piel debajo. Este proceso estimula la producción de colágeno y ayuda a las cicatrices poco profundas del acné. Además, los peelings químicos pueden mejorar el tono de la piel al estimular el flujo sanguíneo a las áreas que más lo necesitan, como el área de la mejilla y la nariz, donde los vasos sanguíneos pueden congestionarse como resultado de años de brotes de acné.

Rejuvenecimiento con láser: elimina las células dañadas de la piel y crea un lugar para las nuevas que vuelven a crecer con el tiempo. Es un tratamiento eficaz para personas con piel grasa o mixta, ya que aumenta las posibilidades de resecar los poros y previene la formación de puntos negros y puntos negros. También ayuda a detener el acné antes de que aparezca, ya que las nuevas eflorescencias no tienen espacio para desarrollarse.

Los tratamientos con láser utilizan luz de alta energía para mejorar la apariencia de la piel. La luz pasa a través de la piel, dirigiéndose a las áreas donde viven las bacterias que causan el acné, para destruirlas antes de que tengan tiempo de causar brotes. Durante el procedimiento con láser, el médico de medicina estética puede colocar un dispositivo de enfriamiento en la piel para reducir las molestias.

La microdermoabrasión es un procedimiento cosmético destinado a eliminar las células muertas de la piel de la cara y el cuello. Durante una sesión de microdermoabrasión, un especialista capacitado con un flujo suave de cristales de alúmina limpia suavemente las capas superiores de las células muertas de la piel. Una herramienta especial, llamada extractor, también ayuda a eliminar las impurezas de los poros. Todo el procedimiento dura unos 30 minutos y deja el rostro liso y muy delicado.

Tratamientos cosméticos para la piel del acné

¿Qué debes evitar con el acné en la piel?

La piel del acné es sensible y requiere un tratamiento suave, así que siga estos consejos y estará bien encaminado hacia una piel hermosa y saludable.

  • Evite fumar
  • Manténgase alejado de los alimentos grasos y fritos
  • No bebas demasiado alcohol
  • Limite la ingesta de cafeína
  • Lave los pinceles de maquillaje regularmente
  • A menudo lave las fundas de almohada.

Cosméticos para la piel del acné: ¿qué usar?

La piel del acné requiere cosméticos apropiados con una consistencia ligera para el cuidado facial, que se crean sobre la base de ingredientes naturales. Encontrar los cosméticos adecuados puede ser todo un desafío. Aunque algunos de ellos se verán hermosos en su rostro, es posible que no ayuden a su tez en absoluto, o incluso la dañen. Estos son algunos de los ingredientes más comunes que se encuentran en los cosméticos para la piel del acné:

  • Áloe
  • Aceite de coco
  • Té verde
  • Aceite de jojoba
  • Aceite de argán
  • Vitamina E
  • Aceite de oliva

Elija productos no comedogénicos, lo que significa que no obstruyen los poros y no causan acné. Busque productos con una fórmula sin aceite, a base de agua y sin alcohol, que también ayudará a prevenir la formación de granos. Evite los cosméticos que contienen fragancias y colorantes, ya que estos ingredientes pueden irritar la piel sensible o causar reacciones alérgicas.